No les toquen “su platita”: la SRA cuestionó que el trigo, maíz y carne sean «productos culturales»

Nacionales 11 de octubre de 2021 Por Visión Política
15-f1-4de752

El standby de las tensiones entre el gobierno y los sectores rurales tras el cambio de ministros y la llegada a la cartera de Agricultura de Julián Domínguez comenzaron a desvanecerse, primero con el cruce por el uso de semillas transgénicas y ahora con las declaraciones del funcionario sobre la dimensión cultural para los argentinos de bienes como el maíz, el trigo y las carnes.

"La producción agropecuaria es parte de nuestra identidad nacional. El trigo, el maíz y la carne son considerados bienes culturales argentinos y están en el centro de nuestras tradiciones", sostuvo Domínguez durante la presentación del plan de inversión productiva de desarrollo agro-bio-industrial del campo; esto es, el viejo plan de industrialización de la ruralidad que potencie el sector y aporte valor agregado en origen de sus productos que hoy, las tecnologías de última generación permiten.

Pero en el sector escucharon con preocupación las definiciones de Domínguez sobre "el deber de administrar con responsabilidad e inteligencia los saldos exportables". En un duro comunicado, La Sociedad Rural de Rosario expresó su "enérgico repudio" a los dichos:

El denominar ‘bienes culturales' a las producciones de carne, trigo y maíz, que no son más que bienes privados de quienes los producen, no es más que tratar de disimular los verdaderos objetivos, que es apropiarse directa o indirectamente de la producción primaria

Enunciaron los ruralistas que tildaron de "intervencionista" a las políticas del gobierno.

"Las medidas anunciadas fueron acompañadas de otras expresiones donde ratifica que la exportación de carne no podrá superar nunca entre el 22% y 24% del total de lo producido para el año 2022. Estos anuncios contradictorios manifiestan su accionar intervencionista que desalienta toda proyección e inversión ganadera con potencial exportador", agregaron.

A su vez, este lunes debería haberse concretado la apertura de las exportaciones a China de la vaca conserva, que no se consume en el mercado interno pero es muy demandada en el gigante asiático. Sin embargo, hasta este martes no hubo novedades en el Boletín Oficial lo cual podría generar inconvenientes en los frigoríficos que desde el anuncio del ministro retomaron la producción y podría generar una saturación de stock si no se reactivan los envíos.

image_2021-10-06_134427

"La promesa de llevar al 86% la exportación de carnes hasta hoy no se concretó", sostuvo Tomás Layús, presidente de la Sociedad Rural de Rosario, quien criticó los topes que siguen rigiendo para la exportación como la que se impuso al maíz: "lo cerraron de oficio sin saber el stock que tienen los productores ganaderos que tienen hasta fin de mes para informar cuanto tienen en mano, de esta manera bajan el precio pero de manera artificial".

La promesa de llevar al 86% la exportación de carnes hasta hoy no se concretó

En ese sentido, lo que busca el gobierno es contar con reservas de maíz suficiente hasta la próxima cosecha para la producción ganadera que, por ejemplo, en la carne de cerdo representa el 90% de los insumos necesarios que en caso de faltantes dispararía el precio del mercado interno. Sin embargo, en la Sociedad Rural rosarina consideraron que la medida se toma sin el conocimiento suficiente del existente.

Por un lado, el ministro anuncia que el objetivo es lograr exportar 100 mil millones de dólares con metas de 200 millones de toneladas de cereales oleaginosos y legumbres pero por otro lado, les ponen el freno a la exportación, "parece que habla para la tribuna", se quejaron los ruralistas. Fuentes: primerapagina.info y lapoliticaonline.com.ar

Te puede interesar